M de Maní

¡BYE BYE FLOJERA!

¡BYE BYE FLOJERA!

Muchas personas a menudo me preguntan que cómo le hago para motivarme día a día y asistir al gimnasio, salir a correr o hacer ejercicio de alguna u otra manera, y si estás leyendo esto quiere decir que muy en el fondo a ti también te interesa hacer ejercicio pero te da un poco de flojera iniciar ¿verdad? No te apures, estos tips te pueden ayudar a que tu motivación se ponga al tope.

 

Ten una meta

Te confieso que a mi también me da flojera a veces el hecho de tener que levantarme temprano para ir al gym. ¿Y a quién no?

Pero algo que me ayuda mucho es proponerme METAS REALES. 

 

Déjame explicarme un poco mejor: cuando nos ponemos objetivos como “quiero tener el cuerpo como...” ¡es lo peor que podemos hacer! ¿Por qué? Porque no es algo real. Tu cuerpo, mi cuerpo, el cuerpo de tu mejor amig@ son completamente diferentes en todo aspecto y jamás debemos compararnos con nadie ya que no vamos a obtener los mismos resultados ni nos vamos a ver iguales; cada cuerpo es único y bello a su manera. Así que yo te recomiendo que tus metas se enfoquen más en algo como “quiero hacer ejercicio para ser más fuerte, tener mejor condición física, entrenar para correr 5 km, 10 km...” etc. 

 

Cuando nos proponemos cosas posibles y a corto plazo estaremos aterrizando los pies en la tierra y por consiguiente SÍ veremos los resultados que esperamos.

 

Haz un espacio en tu agenda

“No tengo tiempo”. ¡Uy! Esta excusa es la mejor de todas, ¿apoco no? Pero déjame decirte que cuando se quiere, se puede. 

 

Es muy fácil utilizar este pretexto para no hacer ejercicio, pero tienes que ser honest@ contigo mism@. Si tu día está muy ocupado y sólo tienes de 6 a 9 am para hacer ejercicio, ¡haz un esfuerzo para levantarte temprano e ir! Te aseguro que estando en el gym o a mitad de tu ejercicio te sentirás mejor y hasta te dará gusto saber que venciste a esa flojera, y poco a poco, día con día se irá haciendo un hábito el levantarte temprano, créeme. Esta vida trata de esfuerzo y dedicación para cumplir nuestros sueños.

 

Niñas: las pesas no te ponen “como hombre”

He recibido mensajes en Instagram de chavas que me dicen que ellas no hacen pesas porque “si hago pesas me pondré tosca como hombre”. Déjame decirte que esto es un mito.

 

Las mujeres y hombres tenemos cuerpos totalmente diferentes y hormonas que nos definen a cada uno; la testosterona a los hombres y los estrogenos a las mujeres. Para no entrar mucho en explicaciones médicas, básicamente la testosterona es la que hace que los hombres tengan vello facial, voz grave y más desarrollo muscular que una mujer. 

 

El hacer pesas no significa que tu cuerpo obtendrá la musculatura de un hombre; sino que aumentarás tu fuerza y tonificarás tus músculos, todo depende del peso que levantes y la cantidad y ejercicios que hagas.

 

Sé paciente y constante

“No veo resultados”. Creo que este pensamiento es uno de los que más nos pueden llegar a desmotivar porque siempre queremos ver un progreso para sentir que vamos por buen camino, pero esta frase siempre me ayuda mucho:

“Lo bueno tarda en llegar, porque lo que fácil llega, fácil se va”.

No sabes cómo me motivan estas palabras, y si te pones a pensar un poco, aplica para todos los aspectos de la vida (hasta en temas amorosos jajaja). ¡Así que no te desanimes si no ves resultados en la primera semana! Los progresos los irás viendo poco a poco siempre y cuando tengas buenos hábitos alimenticios y seas constante en tus actividades físicas.

 

Espero que estos pequeños tips te motiven a iniciar o a continuar en un estilo de vida más saludable. Recuerda que siempre tendremos días buenos y días malos, pero todo esto es parte de la vida, ¡así que ánimo y disfruta del camino!

 

Me despido con un abrazo muy nutritivo para ti que me estas leyendo.

 Nutresana Ana Duran 
Ana Durán de @Nutresana. 

 

Deja un comentario

Gira para ganar Spinner icon